Bizco - flan de limón y vainilla con gelatina flotatina

martes, febrero 16, 2016




Hola !!! ¿Cómo ha ido el día de San Valentín? ¿Habéis preparado algún dulce súper amoroso, algo de chocolate o de frutos rojos quizá? Yo este año, he sorprendido a mi marido y a mis niñas con unos éclairs rellenos de crema de naranja y cubiertos de crema de mascarpone. ¡¡Una delicia!! Los éclairs son unos de los pastelitos favoritos de mi marido. Para salir un poco de lo clásico (nata y chocolate) los he rellenado de crema de naranja, y nos han encantado. A ver si un día de estos los preparo de nuevo y os traigo la receta.




¡¡Hoy os traigo un pastel que es puro amor dulce!! La semana pasada, Cristina (de Kanela y Limón) publicó en su Blog su bizco - flan de vainilla y fresa con flotatina. Cuando vi aquellas fotos preciosas de su bizco - flan, tan bonito, rosita y brillante, me quedé alucinada, pero me quedé más alucinada todavía después de leer la receta, y ver como se conseguía aquel glaseado brillante y perfecto, que recubría el pastel. ¡¡Si el glaseado no era nada más que gelatina!! Además, la forma de recubrir el pastel con la gelatina me parecía imposible.

Veréis, lo que había que hacer para conseguir aquella maravilla era lo siguiente:
- Hornear y enfriar el bizco - flan. Desmoldar, limpiar el molde y volver a introducir el bizco - flan en el molde.
- Preparar la gelatina con leche y ir echando la misma en el molde, dejando que caiga por los bordes del pastel, hasta que el pastel empiece a flotar en ella, si si, que flote (de ahí la palabra flotatina).
- Finalmente, dejar en la nevera hasta que la gelatina cuaje. Una vez haya cuajado desmoldar y servir.
¡Así de fácil!




Como podéis imaginar, me picó la curiosidad y lo preparé, vamos, lo preparé al día siguiente. Y me quedó perfecto a la primera. Tengo que reconocer que me costó un poco introducir la gelatina, ya que no me quedaba mucho espacio entre el pastel y el molde, casi no había hueco. Me tuve que ayudar de las manos y un cuchillo haciendo pequeños huecos, para poder introducirla poco a poco.

El día siguiente lo hice por segunda vez, con la receta del bizcocho un poco modificada, ya que la adapté a mi gusto y me pasó lo mismo. Esta segunda vez lo que hice fue, introducir un poco de gelatina en el molde y luego introducir el pastel que tenía sobre una fuente (con mucho cuidado), inclinando con una mano la fuente con el pastel y con la otra el molde. Esto es un poco arriesgado la verdad, pero eficaz también. Lo digo por si lo hacéis, tenéis que ser cuidadosos, para que no se os caiga el pastel. Si se rompe un poquito por algún lado no pasa nada, ya que luego la gelatina lo cubre todo :)

La verdad, nos encantó en casa !!
Le llevé un trozo a una amiga para que lo probará y se quedó como yo, alucinada !!




Como veis, yo lo preparé de limón. A parte de optar por este sabor, he modificado (como os he mencionado anteriormente) la receta del bizcocho, ya que a mí personalmente me gustan los bizcochos más jugosos y esponjosos.

Lo podemos preparar y sin la gelatina (me refiero solo el bizco - flan), de esta forma está riquísimo también. A mí me gusta degustarlo a temperatura ambiente, y si lo preparáis os recomiendo que hagáis lo mismo. Dejarlo media hora a temperatura ambiente antes de consumirlo, veréis que cambio de textura.




Con esta receta sale un bizco - flan súper grande. Yo lo he preparado en el molde Bundt Clásico, de la marca Nordic Ware (que tiene una capacidad de 15 tazas o 3,6 litros). Por supuesto, podéis usar moldes de otras marcas, pero que sean buenos, con un buen recubrimiento antiadherente, porque si no echaríais a perder el pastel, ya que a la hora del desmoldeado se os podría romper.

Si se reducen las cantidades de los ingredientes se puede preparar y en un molde más pequeño, por ejemplo, los moldes Kugelhopf o Heritage, de la casa Nordic Ware, por su forma son perfectos para elaborar esta receta.

La verdad, nunca antes había visto un bizco - flan con flotatina, os pasará a muchos, me imagino. Es muy típico en Sudamérica y me parece una monada de pastel. Gracias a Cristina por traernos la receta de esta delicia !!

Os animo a que lo preparéis está riquísimo y aunque no lo parece, es muy fácil de hacer.
Espero que os guste !!!



Utensilios necesarios:
Tamiz, batidora eléctrica de dos varillas o batidora de pie, báscula de alimentos, jarra mediadora, minipimer, espátula de silicona y molde tipo Bundt de 15 tazas de capacidad o de 3,6 litros.





Receta
Bizco - flan de limón y vainilla 
con gelatina flotatina
(para molde de 15 tazas de capacidad o 3,6 litros)

Ingredientes para la capa de flan:
400 gr de leche condesada
400 gr de leche (pesamos la leche en la báscula)
4 huevos L
200 gr de queso crema, tipo Philadelphia
1 cucharada de esencia de vainilla o las semillas de 1/2 vaina de vainilla

Ingredientes para la capa de bizcocho de limón:
4 huevos L a temperatura ambiente, claras y yemas separadas
200 gr de azúcar blanco
280 gr de harina de repostería
16 gr de levadura química (polvo de hornear, Royal)
200 ml de nata (35% materia grasa), a temperatura ambiente
80 ml de zumo de limón
la ralladura de 2 limones
una pizca de sal

Ingredientes para la capa de gelatina:
Un litro y cuarto de leche
3 sobres (de 85 gr cada uno) de gelatina de limón


 Preparación:
  • Precalentar el horno a 160ºC - 170ºC.
  • Introducir en el horno un recipiente con tres dedos de agua, mayor que el molde que vamos a utilizar para la receta.
  • Untar el molde muy bien con mantequilla y reservar.
  • Preparar la capa de flan batiendo juntos todos los ingredientes. Colar la mezcla y reservar.
  • Ahora preparar la capa de bizcocho.
  • Tamizar la harina junto con la levadura y la sal. Reservar.
  • Batir las claras con la mitad del azúcar, hasta formar un merengue y hasta que el azúcar se haya disuelto por completo.
  • Batir las yemas con la otra mitad de azúcar y la nata. Batir un poquito, solo para que se mezclen.
  • Añadir la mitad de la mezcla de yemas y nata a las claras batidas, y mezclar con una espátula hasta que se integre. Añadir la mitad de la mezcla de harina y volver a mezclar con la espátula y con movimientos envolventes para evitar que se nos baje la preparación y pierda aire, ya que esto define la esponjosidad del bizcocho. Volver a repetir la misma operación con la otra mitad de la mezcla de nata y yemas y terminar con la mezcla de harina.
  • Por último, agregar el zumo y la ralladura de limón y volver a mezclar un poquito, con movimientos envolventes o hasta que el zumo y la ralladura se hayan integrado a la masa.
  • Volcar la masa en el molde y encima de la masa del bizcocho, verter el preparado de flan. No pasa nada si las masas se mezclan, ya que a la hora del horneado ellas solas se separan y se colocan a su lugar (el flan abajo y el bizcocho encima, aunque lo hayamos puesto al revés).
  • Llevar al horno a baño maría y hornear de 45 minutos a 1 hora, o hasta que al pinchar el bizcocho con un palillo (pinchar solo la parte del bizcocho) éste salga limpio sin restos de masa.
  • Retirar del horno y dejar enfriar por completo. Llevar a la nevera de un día para otro.
  • Unos 30 minutos antes de desmoldar, preparar la gelatina. Para ello, llevar al fuego medio litro de leche y cuando esté caliente, añadir los tres sobres de gelatina, removiendo constantemente hasta que esté completamente disuelta.
  • Retirar del fuego antes de que comience a hervir y añadir la leche restante. Mezclar bien, colar y dejar enfriar por completo.
  • Desmoldar el bizco - flan, limpiar y secar muy bien el molde. Untar el mismo con una capa fina de aceite y volver a poner el bizco - flan dentro del molde.
  • Echar la gelatina poco a poco en el espacio que queda entre el molde y el bizco - flan. Ir echando la gelatina hasta que el bizco - flan empiece a flotar en ella. Si el espacio que nos queda entre el bizco - flan y el molde es demasiado pequeño, puede que nos cueste echar la gelatina con facilidad. En este caso, nos podemos ayudar de un cuchillo, haciendo un poco de presión por un lado del bizco - flan, para abrir un pequeño hueco y poder echar la gelatina con más facilidad. Otra opción que tenemos es, echar previamente un poco de gelatina en el molde y luego introducir el pastel. De esta forma el pastel descansará sobre la gelatina, subirá un poco, y se abrirá un hueco entre el pastel y el molde.
  • Llevar a la nevera hasta que la gelatina cuaje por completo (5 - 6 horas).
  • Para desmoldar introducir unos pocos segundos el molde en agua caliente y desmoldar (dándole la vuelta) sobre un plato o una fuente.
  • Decorar a gusto y servir.
Receta adaptada de: Kanela y Limón.




Observaciones:

 Si se quiere conseguir un sabor a limón total, en vez de vainilla a la masa del flan se le puede añadir ralladura de limón.

 Para poder desmoldar el bizco - flan con facilidad después del horneado, es muy importante engrasar muy bien el molde con mantequilla. También, no hay que olvidarse de engrasar el molde con aceite, antes de echar la gelatina, ya que esto facilita el desmoldado final del pastel.

 Para que el resultado final quede perfecto, es muy importante que el bizco - flan flote en la gelatina.

 Se puede preparar perfectamente solo el bizco - flan, sin la gelatina. Queda delicioso y además precioso. En este caso se puede servir con un poco de nata montada, frutos rojos, salsa de chocolate blanco o de limón, e incluso con salsa de caramelo si nos apetece.

 Aunque en esta receta la gelatina se disuelve en leche, también se puede preparar con agua. Quedará un bizco - flan como si estuviera cubierto por un cristal, es un efecto también muy bonito.

 Este pastel se conserva muy bien durante 3 - 4 días en la nevera.


Espero que os animéis a prepararlo y me contéis vuestra experiencia !!!
Hasta la próxima !!!
Besos!
 Biljana






También te puede interesar

23 Comentarios

  1. Hola guapa!! Estoy alucinando y con la boca abierta y eso que no he probado. Qué suerte la de tu amiga, poder probar esta joyas que haces. Un flan maravillo so para celebrar un día muy bonito. Es para enamoras , sin duda alguna!!Mil besos cariño y espero que hayas tenido un dia muy especial!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa !!!
      Qué sorpresa tenerte por aquí a estas horas !!!! Gracias, me alegra de que te guste :) La verdad, este pastel es una delicia, además de rico queda precioso !!! Un besito preciosa !!!

      Eliminar
  2. Hola! Te quedó espectacular a ti también, qué ganas de probarlo! Besis

    ResponderEliminar
  3. Maravillosos este bizco-flan, super clarisimo explicado como siempre, y unas fotos preciosas que te dan ganas de romper la pantalla con la cabeza. Esp si, espero la receta de los eclairs, que a mi también me encantan.
    Un besote
    Ettore

    ResponderEliminar
  4. Qué maravilla!!! Y qué arte para hacerlo, porque chica, después de leerte no sé yo si sería capaz de meter el pastel en el molde de nuevo sin que se me desmontase todo jaajajaa
    besos

    ResponderEliminar
  5. Qué original!!!
    A mi me pasa como a ti... como me guste algo y tenga curiosidad, no puedo esperar para probarlo. Vaya dos!!!! jajajja
    La verdad tiene que estar delicioso e increible la combinación de las texturas del bizcocho y del flan con la gelatina.
    Me lo apunto porque esto lo tengo que probar.
    Un beso fuerte preciosa

    ResponderEliminar
  6. Me has dejado con la boca abierta, me encanta, te ha quedado impresionante, me estas dando una idea .... el corte es maravilloso.
    Besinos
    El toque de Belén

    ResponderEliminar
  7. Madre mia!!! Me han encantado todas las fotos pero la última creo que he entrado en éxtasis. Qué delicia por favor, que perfección, eres una artista. Me guardo la receta pero como tú la has hecho de perfecta, no creo que pueda hacerla yo.
    Un besito

    ResponderEliminar
  8. Hola guapa, sencillamente espectacular, le tengo unas ganas a este postre que ni te imaginas, y ten por seguro que caerá en algún momento, besos

    ResponderEliminar
  9. No he visto las fotos de Cristina, pero he visto las tuyas, y ha sido AMOR A PRIMER VISTA. Esto no me gusta que me ocurra, porque ¿sabes qué significa verdad?, pues eso, lo que te ocurrió a ti, que ahora lo tengo que hacer y en un plazo mínimo de tiempo porque quiero degustarlo ¡¡YA!! jijii.
    Pero qué bonito te ha quedado, una presentación preciosa y lo único que me da miedo es el tema gelatina, que por lo que veo, queda mejor volcando la gelatina en la base del molde y luego volcar el bizcocho (este es el momento peligroso), pero bueno yo me voy a arriesgar SEGURO porque no quiero prescindir de la gelatina que ME ENCANTA.
    Rico a rabiar seguro.
    Felicidades!!
    besitos.
    Sil
    Thermomixil

    ResponderEliminar
  10. Me tienes con la boca abierta¡¡¡¡
    Que maravills de blizco-flan,para celebrar todo lo que quieras pues no es para menos la receta¡¡¡¡¡
    Muchos besitos¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  11. Hola, me encanta tu blog, soy de México. Tengo una duda; la nata que viene en la receta es la crema para batir?
    Saludos
    Elisa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Elisa !!! Sí guapa, la nata es la crema para batir !!! Un besazo !!!

      Eliminar
  12. Una duda, dices que en el bizcocho has cambiado los ingredientes para que saliera mas pequeño pero yo por mas que leo las dos recetas, la de kanela y limón y la tuya, la única diferencia que encuentro en el bizcocho es que tu le pones zumo de limón y ralladura y en el de fresa se cambia esto por un sobre de gelatina....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Natalia !!!
      No digo que he cambiado los ingredientes para que me salga más pequeño, sino que he modificado un poco la receta (ingredientes y preparación) para que el bizcocho me salga más esponjoso y jugoso. Evitando la gelatina y añadiendo zumo de limón le aportamos más jugosidad. También si te fijas en los pasos de la preparación he cambiado la forma y el orden del batido y el mezclado de los ingredientes, para conseguir una masa con más aire y aportarle más esponjosidad. Y con esto no quiero decir que con la receta de Cristina queda mal, igualmente queda buenísimo, lo único que queda más denso. Espero haber aclarado tus dudas !!!! Un abrazo !!!!

      Eliminar
  13. Biljana, hola , pendiente con esta receta y me entra la duda........el molde de 2,5 litros que utilizaste para el resultado final es el mismo que para el bizco-flan o es otro más pequeño para que entre......es q leí la receta de Cristina y ella dice que le saca masa cruda del bizco-flan para que le entre...........no se si me he explicado??????, la pregunta es utilizas el mismo molde para el bizcoflan y para la gelatina????? y la otra le retiras masa al bizcocho??????? gracias......

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola May !!!!
      Sí, utilizo el mismo molde para el bizcoflan y para la gelatina. Yo no le retiro masa al bizcocho, preparo el pastel tal cual lo explico aquí, con las mismas cantidades de la receta y en el molde clásico para Bundt Cake de la casa NORDIC WARE.
      Un saludo !!!!

      Eliminar
  14. Hola Biljana. Mi molde es el Heritage de Nordic Ware. Si no me equivoco es de 2,5 litros. Pero mi pregunta es: con este tipo de moldes no se puede esperar más de 10 minutos para desmoldar no? Al menos con los bundt cakes porque de lo contrario se pegan. Cómo lo hago entonces? Espero como dice la receta hasta el día siguiente para desmoldar? Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gema!!
      Sí el molde Heritage tiene una capacidad de casi 2,5 litros o concretamente de 2,4 litros. Si lo preparas en el molde Heritage tienes que reducir las cantidades de los ingredientes ya que yo lo he preparado en el molde clásico grande de la casa Nordic Ware y este tiene una capacidad de 15 tazas o 3,6 litros (acabo de rectificar este dato en la receta).
      Por lo del desmoldeado no te preocupes por el tiempo, cuenta que se trata de un bizcoflan, que tiene que cuajar bien, además lo que toca en la base del molde es la parte del flan. En todo caso si se te desmolda un poquito mal no pasa nada, la capa de la gelatina luego lo cubre todo, hasta las imperfecciones del desmoldeado.
      Es muy importante que laves bien el molde antes de añadir la gelatina, con agua templada, secarlo con papel de cocina y engrasarlo con aceite, para poder desmoldar luego sin problema el bizco flan con la gelatina flotatina.
      Ya me dirás que tal. Un beso!!

      Eliminar
  15. Muchas gracias Biljana, aceite de girasol? Puede ser mantequilla? Normalmente lo engrase para los Bundts con mantequilla, pero igual para esta receta es mejor el aceite?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para hornear el Bizcoflan debes usar mantequilla y para la gelatina aceite. El aceite ayuda que la gelatina se despegue con facilidad del molde a la hora del desmoldeado. En todo caso si tienes problemas para desmoldarlo, puedes introducir el molde durante unos segundos en agua templada, esto ayuda a que la gelatina se suelte del molde. Un saludo !!!

      Eliminar
  16. Hola!He descubierto tu blog por el blog de las chicas de I Love Bundt cakes y me he suscrito porque me ha encantado tu blog.Las recetas me parecen muy buenas,originales,muy bien presentadas y con una pinta!El bizco-flan me parece espectacular,yo no sería capaz de hacer semejante maravilla! Enhorabuena por tu estupendo blog!Ya tienes una seguidora más!Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!! Gracias por tus palabras tan bonitas y bienvenida!!
      Besos!

      Eliminar

¡Bienvenid@ a Mis Dulces Joyas!

My Photo

  • ¡Hola! Me llamo Biljana y soy la persona que está detrás de este Blog. Este es mi espacio donde comparto mis dulces aventuras y mi pasión por la repostería. ¡Espero que te guste y que encuentres lo que buscas!

¡No te pierdas nada!
  • Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este Blog y recibir notificaciones de Nuevas Entradas.


...... ¡AVISO! ......
Mis Dulces Joyas respeta los derechos de autor (Copyright), y espero que tu también hagas lo mismo con esta pagina web.
Cualquiera puede elaborar las recetas de esta web libremente, pero te agradezco que cites la fuente. En cuanto a los textos, imágenes y fotografías me reservo todos los derechos sobre los mismos. Para utilizarlos, deberás pedirme autorización previa.
Por supuesto, no tengo ningún problema en que imprimas o te descargues alguno de los posts, siempre que los utilices para tu uso personal y privado, y sin fines comerciales.
¡Respetemos el trabajo de los demás!