Pastel espumoso de merengue horneado y chocolate - Reto "Alfabeto dulce"

jueves, mayo 01, 2014



Hola de nuevo !!!
¿Como estáis amigos? Tengo que confesaros que yo estoy con una resaca vacacional que no hay manera de que se me pase :) Este mes me he tomado unas vacaciones anticipadas y entre la Semana Santa y la semana pasada que he estado unos días de vacaciones también, se me han juntado casi 15 días de vacaciones. Quince días de relax y prácticamente sin hacer nada. Bueno..., nada nada tampoco, porque he estado disfrutando de los míos y del buen tiempo que estaba y está haciendo en estos días, y la verdad es lo mejor que he podido hacer.
¡Y que bien se está de vacaciones y como cuesta volver a la rutina!
Pero sin la rutina diaria creo que la vida no tendría sentido, ni valoraríamos tanto estos días de vacaciones y de fiesta, así qué aunque me está costando mucho vuelvo con mi rutina del día a día.

Hoy vengo con un pastel que había preparado para el Reto "Alfabeto dulce" antes de las vacaciones, pero la verdad no he podido publicar la receta hasta el día de hoy. La propuesta para el Reto de este mes era: elaborar un postre con merengue. Nada más ver la propuesta este pastel era lo primero que se me había ocurrido preparar.

Es uno de mis pasteles favoritos y que a mí me trae muchísimos recuerdos de la infancia. Mi madre me lo solía preparar en muchos domingos o días festivos durante mí niñez, porque sabia que me encantaba. De hecho, todavía hoy en día cuando voy a verla es uno de los dulces que me suele preparar durante mi estancia en su casa, ya que sabe que me sigue gustando. Así que hoy con todo orgullo os puedo decir que os traigo una receta de mi madre.




Este pastel se compone de planchas de merengue horneado, crema de chocolate y trufa. El nombre pastel espumoso tiene que ver mucho con el mismo, de echo el nombre nunca a podido ser más acertado. Aunque a primera vista no parezca que sea un pastel espumoso, os puedo decir que lo de espumoso se refiere a lo que sientes cuando te comes esta delicia. Comer o degustar este pastel es un festival, una auténtica sinfonía de texturas. Al principio notas el crujiente del merengue horneado que poco a poco se va mezclando con la crema de chocolate, y esta hace que el mismo se desase en la boca, y toda la mezcla del merengue desecho con la crema suave y cremosa de chocolate junto con el toque de trufa crea unas sensaciones inolvidables. Notas que el pastel pasa por delante deja sensaciones increíbles y desaparece al instante. Se forma una mezcla, cremosa, espumosa, suave, que te encanta, o me encanta a mí, de hecho empezaría a comer este pastel y no pararía si no fuera porque me freno pensando en las calorías que puede tener. De hecho mi madre cuando era pequeña me tenía prohibido comer más de uno o dos trozos diarios, porque yo era capaz de comérmelo entero en un día, me encantaba y me sigue encantando.
Es un pastel tipo Vacherin elaborado con merengue horneado y relleno de chocolate, pero yo lo he conocido toda mi vida como "Pastel espumoso" así que me quedo con este nombre.

La verdad con este pastel he tenido mi autentico dulce amor a primera vista. Para mi esta delicia crea una autentica adicción. Y creo que más de uno si lo probáis una vez, volveréis a repetir.




Antes de poneros la receta os quiero comentar una cosa. Como este pastel se elabora sin nada de harina es apto para celiacos. ¡Ahora atención! Se utiliza azúcar glasé para su elaboración y ya sabemos que el azúcar glasé industrial lleva un pequeño porcentaje de maicena, de 3 - 5 gr por 100 gr de azúcar. Por eso os recomiendo si lo queréis preparar y que sea totalmente apto para celiacos tenéis que hacer vuestro propio azúcar glasé. Mi madre lo ha hecho así toda la vida, moliendo el azúcar normal en el molinero de café y le sale riquísimo.

La preparación del mismo es realmente sencilla, únicamente hay que prestar atención en dos cosas para que nos salga perfecto:
1. el horneado de las planchas de merengue, y
2. la cocción de las yemas a la hora de hacer la crema de chocolate.
Lo demás es pan comido.

Utensilios necesarios:
Tamiz, batidora eléctrica de dos varillas, espátula de goma, espátula pastelera larga, manga pastelera, boquilla rizada y lisa ancha, bandeja de horno, papel de horno, cazo y batidor de mano.




Pastel espumoso de merengue horneado y chocolate
(para 15 raciones)

Ingredientes para las planchas de merengue horneado:
9 claras de huevo L, a temperatura ambiente
360 gr de azúcar glasé
3/4 cucharadita de cremor tartaro

Ingredientes para el relleno (la crema de chocolate):
9 yemas de huevo 
75 gr  +  150 gr de azúcar glasé
200 ml de leche
250 gr de chocolate negro, 70% de cacao
250 gr de mantequilla sin sal, a temperatura ambiente

Ingredientes para la trufa:
350 ml de nata liquida para montar bien fría, de 35% de M.G. (materia grasa) como mínimo
25 gr de cacao puro en polvo, sin azucares añadidos
50 gr de azúcar glasé




Preparación planchas de merengue horneado:

Las planchas de merengue hay que hornearlas por separado.
Para hacer una plancha hay que batir 3 claras de huevo con 120 gr de azúcar glasé y un poco de cremor tartaro (1/4 de cucharadita).
  • Precalentar el horno a 150ºC (horno con ventilador) o 160ºC (horno sin ventilador).
  • Tamizar el azúcar glasé y reservar.
  • Dibujar un rectángulo de 33 cm de largo y 18 cm de ancho en una hoja de papel de horno o papel vegetal. Darle la vuelta y forrar con el mismo una bandeja del horno.
  • Batir las claras un poquito e añadir el cremor tartaro (1/4 de cucharadita). Seguir batiendo e añadiendo poco a poco (a cucharadas) el azúcar glasé. Continuar batiendo hasta formar un merengue firme, o de picos duros (al levantar la batidora, el pico de merengue que se formara en la punta de la batidora no se tiene que doblar).
  • Introducir el merengue en una manga pastelera de boquilla redonda y ancha, e ir formando con el mismo una tira en zig - zag, de tamaño del rectángulo que hemos dibujado en el papel. 
  • Hornear el merengue durante 1 hora, luego apagar el horno y dejar que se vaya secando dentro del horno.
  • Cuando el horno se haya enfriado del todo, sacamos la plancha de merengue horneada, desprendemos el papel vegetal con mucho cuidado de no romper la plancha, la colocaremos sobre una fuente y reservamos.
  • Volvemos a repetir la misma operación con las otras dos planchas.

Nota:

a) El paso de dejar que el merengue se vaya secando en el horno apagado es muy importante, así qué no nos lo podemos saltar. De esta forma se termina la cocción del merengue y el mismo adquiere la textura perfecta.

b) Es muy importante que las claras estén a temperatura ambiente y sin nada de yema o grasa, como también los utensilios y el recipiente que vamos a utilizar. Si no, nos costaría batir las claras o directamente nos seria imposible conseguir un merengue, ya que la grasa es el enemigo numero a la hora de batir claras y hacer merengues.

c) El cremor tartaro es un ácido tartárico que se utiliza como estabilizante para las claras de huevo, ayuda a que las claras se baten mejor y más rápido, pero no es imprescindible. Perfectamente podemos prescindir de el o lo podemos sustituir por unas gotas de limón, vinagre blanco o una pizca de sal.




Preparación relleno (crema de chocolate):
  • Trocear la tableta de chocolate. Reservar.
  • Batir las 9 yemas con los 75 gr de azúcar glasé, hasta que hayan blanqueado y espesado.
  • Llevar la leche a punto de ebullición. Apartar del fuego e ir añadiendo poco a poco las yemas batidas, removiendo sin parar con un batidor de mano. Llevar de nuevo esta mezcla al fuego y cocinar a temperatura media - baja, removiendo constantemente con el batidor de mano evitando que la yema coagule con el calor del fuego. 
  • Cuando la mezcla haya espesado como si fuera una crema la apartaremos del fuego. Añadimos el chocolate troceado y mezclamos, para ayudar que el chocolate se funda y se integre por completo a la crema. Dejamos enfriar.
  • Batimos la mantequilla con al azúcar glasé hasta formar una crema. Añadimos la mantequilla batida a la crema de yemas y chocolate (previamente enfriada). Batimos con la batidora eléctrica de dos varillas durante un minuto hasta que esté todo integrado. Reservamos o utilizamos enseguida. 
Nota: 

a) Si a la hora de cocer la crema por un descuido se nos coagula la yema, lo que podemos hacer (para evitar impurezas) es pasarla por un colador o un tamiz. Esto por supuesto lo tendremos que hacer antes de añadir el chocolate. Una vez la hemos colado seguimos con el mismo procedimiento de la preparación.

b) Antes de añadir la mantequilla es muy importante que la crema esté fría. Si estaría caliente o templada la mantequilla con el calor de la misma se derretiría y en vez de una crema cremosa, suave y satinada, conseguiríamos una crema liquida y aceitosa.




Preparación trufa:
  • Poner en un recipiente la nata liquida para montar (bien fría) y el cacao puro en polvo. 
  • Mezclar ligeramente y empezar a batir con la batidora eléctrica de dos varillas. Cuando empiece a coger cuerpo ir añadiendo el azúcar poco a poco, sin dejar de batir.
  • La trufa montada estará lista cuando tenga la textura de la nata montada (hay que tener cuidado de no pasarse con el batido para evitar que la preparación se nos corte). Reservamos en la nevera hasta su utilización.


Montaje:

Una vez tenemos las planchas de merengue horneadas y enfriadas, la crema y la trufa listas procedemos al montaje del pastel.
  1. En una fuente de servir rectangular u ovalada, disponemos una plancha de merengue. Untamos la misma con crema de chocolate y cubrimos con otra plancha de merengue. Untamos esta segunda plancha con crema de chocolate y cubrimos con la tercera plancha de merengue.
  2. Untamos todo el pastel alrededor con crema de chocolate y decoramos con nueces o avellanas troceadas, virutas de chocolate, coco rallado, etc. 
  3. Por último vertemos la trufa en una manga pastelera provista de una boquilla rizada y decoramos el pastel.
Las planchas de merengue son muy frágiles y al manipularlas se suelen romper un poquito, pues yo suelo decorar el pastel con estos mismos trocitos o migas de merengue que van cayendo. Es una forma de no desperdiciar nada.




"Ya que se acerca el día de la madre, os diría que este pastel sería un regalo perfecto para nuestras madres, porque representa ternura, dulzura, amor, sencillez, pero también fuerza. Todas esas cualidades que suelen tener nuestras madres, o por lo menos la mía".
BESOS....!!!















También te puede interesar

18 Comentarios

  1. Mmm que bueno te ha quedad. Menuda delicia!

    ResponderEliminar
  2. Que delicia de pastel. Parece algo complicado de hacer pero lo probaré, me encanta el merengue!!!! Mavi. mandarinasymiel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es un pastel súper delicioso Mavi. Y tampoco es complicada su preparación, es más fácil de lo que parece. Anímate a prepararlo y ya me contarás. Un beso !!!

      Eliminar
  3. Un pastel impresionante, algo laborioso pero no se ve complicado y el resultado debe ser la bomba.

    Besos

    ResponderEliminar
  4. que maravilla! todo un lujo de tarta, bicos

    ResponderEliminar
  5. Desde que vi la foto en las recetas del reto estaba deseando verlo con detalle, qué maravilla!!! Muy buen gusto tu madre.
    Besotes :)

    ResponderEliminar
  6. Madreeee como me gustaría probar un poquito, enhorabuena, sigue así, te espero por LAS DELICIAS DE MAYTE, un beso.

    ResponderEliminar
  7. Precioso, riquísimo y con merengue!! Brutal! jejeje
    Besitos!
    Tamara&Gemma

    elsecretoendulzado.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  8. Super bonita te quedo , pero mas buena tiene que estar ,,, besitos

    ResponderEliminar
  9. Te ha quedado deliciosa esta tarta. Aprovecho para presentarte mi blog y si te gusta que te hagas seguidora, yo tb lo haré. muchas gracias http://unmundollamadomay.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  10. Esto es demasiado para mí!!! lo !dejo para grandes reposteras como tú! Una delicia! Un beso preciosa

    ResponderEliminar
  11. Madre mía tiene una pinta maravillosa y espectacular, me encanta y es que el merengue me encanta muchísimo mas que la nata
    Besinos
    El Toque de Belen

    ResponderEliminar
  12. Bueno, como todo lo que haces......es un espectaculo, me encanta!! Además soy fan del merengue en todas sus variedades.
    Besote
    Ettore

    ResponderEliminar
  13. ¡Fantástico Biljana! veo que tu madre es también una artista, enhorabuena a las dos por esta receta de campeonato. Besos.

    ResponderEliminar

¡Bienvenid@ a Mis Dulces Joyas!

My Photo

  • ¡Hola! Me llamo Biljana y soy la persona que está detrás de este Blog. Este es mi espacio donde comparto mis dulces aventuras y mi pasión por la repostería. ¡Espero que te guste y que encuentres lo que buscas!

¡No te pierdas nada!
  • Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este Blog y recibir notificaciones de Nuevas Entradas.


...... ¡AVISO! ......
Mis Dulces Joyas respeta los derechos de autor (Copyright), y espero que tu también hagas lo mismo con esta pagina web.
Cualquiera puede elaborar las recetas de esta web libremente, pero te agradezco que cites la fuente. En cuanto a los textos, imágenes y fotografías me reservo todos los derechos sobre los mismos. Para utilizarlos, deberás pedirme autorización previa.
Por supuesto, no tengo ningún problema en que imprimas o te descargues alguno de los posts, siempre que los utilices para tu uso personal y privado, y sin fines comerciales.
¡Respetemos el trabajo de los demás!